Estás aquí: Inicio

“Ley de Seguridad Interior pone en riesgo derechos humanos”: Corral

Estados financiarían a los soldados en las calles y construirían cuarteles, mientras que la actuación militar pondría en riesgo el avance de los derechos humanos.

Por: Gustavo Ramos
2017-12-06

 

El Gobernador Javier Corral manifestó que está de acuerdo en la colaboración militar para combatir la delincuencia, pero con un marco regulatorio y no como es planteada en el Congreso de la Unión donde se pretende un imponer un régimen militar que pondría en riesgos los derechos humanos, además de ser financiados por los mismos gobiernos estatales.

Ante el rechazo que se ha manifestado contra la militarización de la seguridad pública, por la aprobación de la Ley de Seguridad Interior, el mandatario estatal considero que la ley está mal hecha y a las prisas, por la gran cantidad de conceptos y ambigüedades jurídicas que podrán ser utilizadas para proteger la actuación de los militares.

“Si creo en un marco regulatorio para la colaboración de las fuerzas armadas en el combate a la delincuencia y de coadyuvancia a la seguridad pública, pero no creo que sea el modelo ideal, ni el modelo óptimo”, indicó.

Corral Jurado consideró que esta ley pone en riesgo los derechos humanos de la población en las entidades, así como violar la soberanía de las entidades y su sistema democrático.

“La ley tiene muchas ambigüedades y conceptos muy amplios, si creo que pone en riesgo el avance de los derechos humanos en el país, si lo creo, hay artículos muy delicados en la ley y también vulnera al sistema democrático, porque tiene conceptos invasivos de las soberanías de los estados, hasta casi imponer que tengamos que construir cuarteles militares, así vienen en la ley, la obligación de las entidades para cubrir los gastos de inversión de las fuerzas armadas en protección del mecanismo de seguridad interior”, manifestó.

Ante el riesgo que representa para los derechos humanos manifestó que ha exhortado a los senadores, principalmente a los de Chihuahua, revisen la minuta y corrijan la ley, al considerar que la legislación del tema debe ser más amplia.

El gobernador sostuvo que el gobierno federal busca la aprobación der un marco legal que proteja su actuación, situación que no prestigiará al ejército, además de que las policías municipales y estatales quedarían sin tareas de seguridad al ser suplidos por los soldados.

Advirtió que una intervención militar al estado, se puede hacerse de manera discrecional, con un mando de comandante que incluso supliría a las autoridades civiles, aplicando un orden militar, “es una aproximación de un modelo de régimen militar en materia de seguridad pública”, manifestó.

De igual forma cuestionó el riesgo que representa la actuación militar durante las elecciones del 2018, al reconocer que existe temor de un riesgo por ingobernabilidad ante los resultados electorales, lo que reprobó como un retroceso a la vid democrática e institucional, en caso de que los soldados repriman las manifestaciones.

“Hay una preocupación por eso, creo que esa provocación sería tremenda para el país, sería una regresión brutal, ¿la ley da pie a eso?, no lo creo, lo que si es que hay mucha ambigüedad en este asunto que puede llegar a generar interpretaciones diversas de las mismas fuerzas armadas”, dijo.

Explicó que existe un riesgo de que las milicias intervengan en las manifestaciones, a consideración de si son pacíficas o violentas, que pone en peligro a los ciudadanos, ante riesgos como los infiltrados en las protestas que pueden generar violencia y con esto, la intervención militar.

“Jamás se podría utilizar la intervención militar en la protesta social o algún acto político o electoral que se realicen de manera pacífica, así dice la ley, la pregunta al Senado sería ¿y las no pacíficas?, ¿entrará el ejército?, esta pregunta es historia en México, costó miles de vidas de estudiantes y marcó el ocaso de un régimen en 1968, y sin ley de seguridad interior”, recordó.

La ley fue aprobada por los diputados del PRI, PES, PVEM y Nueva Alianza, una fracción del PAN y otra del PRD, mientras que la mayoría de la fracción panista se abstuvo porque proponían que también se probara el mando mixto, Morena, Movimiento Ciudadano, PT y algunos diputados del PRD la votaron en contra. Javier Corral en la segunda mesa foro Chihuahua para perfilar el frente opositor para 2018, exhortó a las fuerzas políticas aprobar ambas leyes.

“Saben la cantidad de provocadores que hay en las protestas y mítines, el día que quieran meten un provocador y la protesta ya no es pacífica, ¿va a entrar el ejército?, esta ley está pesimamente redactada y además no les va a dar resultados”, sostuvo el gobernador.

Comenta con tu cuenta de Facebook


Al momento


Obituario

 

 

Encontrar:Donde:
Encontrar:Donde: